El efecto del alcohol en el organismo. – Siempre por Salud

El efecto del alcohol en el organismo.

El efecto nocivo del alcohol en el cuerpo es de gran alcance. Básicamente, se puede decir que el etanol es una droga psicoactiva que causa muchos efectos secundarios y cambia mucho el cuerpo.

 

En este caso, especialmente la cantidad de alcohol consumido y su calidad juegan un papel importante.

 

Por ejemplo, si consume licor con el estómago lleno, el efecto en el organismo es menor. Por el contrario, el consumo de alcohol con el estómago vacío conduce a efectos secundarios más graves. 

¿Qué está haciendo el alcohol en tu cuerpo?

El alcohol puede tener un doble efecto en el organismo porque inicialmente crea un estado de ánimo feliz y exuberancia, pero luego conduce a dificultades de visión y coordinación borrosas . 

 

Las membranas celulares no pueden detener la penetración del alcohol, tan pronto como ingresa al torrente sanguíneo, pasa a través de casi todo el tejido corporal.

 

Si consume demasiado , pierde el conocimiento rápidamente, puede provocar intoxicación por alcohol o incluso la muerte, ya que un nivel alto de alcohol  en la sangre puede causar un paro respiratorio y circulatorio.

 

En un estado alcohólico, también existe el peligro de sofocar vómitos.

 

El alcohol tarda entre 30 y 90 minutos en ingresar al torrente sanguíneo. A partir de este momento, el azúcar en la sangre se reduce en gran medida, lo que conduce a una debilidad y fatiga completas.

 

Esto sucede porque el alcohol aumenta la conversión de glucógeno en glucosa, que puede excretarse más rápido.

 

Las etapas del envenenamiento por alcohol.

Después de beber alcohol, pueden ocurrir efectos secundarios, dependiendo de la cantidad de alcohol consumida.

  • La primera etapa consiste en euforia, excitación, desinhibición y comportamiento impulsivo.
  • El segundo es el envenenamiento en sí. Si el cuerpo no está acostumbrado al alcohol, también afecta el sistema nervioso. Pierde la capacidad de coordinar sus movimientos y, por lo tanto, ya no puede mantener el equilibrio, lo que puede provocar caídas. El alcohol promueve la depresión y asegura que el organismo ya no pueda almacenar el calor corporal.
  • La tercera fase es hipnótica y causa, entre otras cosas, mucha confusión, irritabilidad, inquietud, insomnio, náuseas, vómitos y dolor de cabeza.
  • En la cuarta fase, se siente aturdido y mareado, solo puede murmurar palabras incoherentes y pierde más compostura, también la fuerza muscular disminuye notablemente.
  • La quinta fase es la fase bulbar o la muerte, se obtiene un shock cardiovascular y un paro respiratorio, que luego conduce a la muerte.

El efecto del alcohol en el cuerpo.

El alcohol daña nuestro cuerpo a mediano y largo plazo y afecta muchos de nuestros órganos en el proceso.

 

 El cerebro y el sistema nervioso.

 

  • El consumo frecuente de alcohol afecta severamente las funciones del cerebro, principalmente las emociones, causando cambios de humor, problemas con el movimiento, mala pronunciación, respuesta lenta y pérdida de equilibrio.
  • El alcohol puede alterar la acción de los neurotransmisores modificando su estructura y función. Esto conduce a varios efectos secundarios, como una capacidad de respuesta reducida, reflejos lentos, una capacidad limitada para coordinar, así como temblores y alucinaciones. Especialmente las funciones motoras se ven constantemente afectadas.
  • Todos estos efectos en conjunto conducen a una multitud de accidentes laborales y de tráfico que son responsables de un número significativo de muertes en todo el mundo.
  • El alcohol causa daños severos en las células cerebrales, pero también en las terminaciones nerviosas externas. Algunos de estos daños pueden ser incluso permanentes.
  • El alcohol también conduce a la descomposición de la vitamina B1, que puede conducir al brote de la enfermedad Wenicke-Korsakoff. Esta enfermedad cambia los sentimientos, los pensamientos y la memoria. 
  • Las personas que beben alcohol con demasiada frecuencia sufren trastornos del sueño. 
  • Además, los afectados a menudo se aíslan de su vida social y familiar, lo que a su vez puede conducir a familias rotas, divorcios o pérdida de empleo. Estas condiciones pueden conducir a una depresión profunda y a menudo terminan en suicidio.
  • La mayoría de estos efectos dependen de la frecuencia y la cantidad de alcohol que consume. 
  • Tomar alcohol en dosis muy altas puede causar coma. En casos particularmente graves, puede conducir a trastornos mentales graves y daño cerebral permanente.
  • A veces, puede desarrollarse anemia, que puede ir acompañada de alteraciones de la memoria. Esto puede llevar minutos, horas o incluso días.

El efecto del alcohol en el corazón y el sistema respiratorio.

  • El alcohol aumenta la actividad del corazón .
  • El consumo de altas dosis de alcohol puede aumentar la presión arterial o la presión arterial, lo que puede provocar daños en el músculo cardíaco debido a los efectos tóxicos del alcohol.
  • Cuando el músculo cardíaco se debilita, la bombeabilidad se deteriora.
  • El alcohol también causa vasodilatación periférica que causa enrojecimiento de la piel y aumento de la temperatura de la superficie de la piel.

 El efecto del alcohol en el tracto digestivo: estómago, páncreas, hígado y esófago.

  • Toda indigestión se debe al hecho de que el etanol destruye e irrita la mucosa gástrica, lo que también causa ardor estomacal. Esto es especialmente común cuando consumes diferentes tipos de alcohol al mismo tiempo.
  • El alcohol aumenta la producción de ácido estomacal, que puede causar irritación e inflamación en las paredes del estómago. Esto puede causar úlceras estomacales y hemorragias internas graves, que pueden ser fatales. 
  • El alto consumo de alcohol puede provocar cáncer gástrico, laríngeo, esofágico y pancreático.
  • Demasiado alcohol puede provocar esofagitis o esofagitis, así como sangrado de las várices esofágicas.
  • Además,  puede ocurrir pancreatitis aguda , una inflamación severa del páncreas, que puede conducir a la muerte.
  • La pancreatitis también puede volverse crónica, lo que puede conducir a un dolor intenso y permanente.
  • El consumo de alcohol puede causar diabetes tipo II.
  • El órgano que metaboliza el alcohol es el hígado. Las enzimas hepáticas primero convierten el alcohol en acetaldehído y luego en acetato y otros componentes. El proceso es muy lento, lo que puede causar daño tisular. 
  • Debido a la irritación e inflamación de las células del hígado, la probabilidad de tener hepatitis causada por el alcohol es bastante alta. De esta manera, el hígado se convierte lenta pero seguramente en un «hígado graso», que luego es reemplazado por una hepatitis y cirrosis hepática genuinas. Después de eso, generalmente se desarrolla cáncer de hígado, que puede conducir a la muerte. 
  • Otros cambios en este órgano pueden provocar ictericia o coloración amarillenta de la piel, dermis y acumulación de líquido en las extremidades.
  • La función renal está cambiando porque las hormonas antidiuréticas se reducen. El resultado de esto puede ser la deshidratación. 
  • El alcohol proporciona muchas calorías con bajo valor nutricional, evita la absorción de algunos minerales y vitaminas y suprime el apetito, lo que a largo plazo puede conducir a la desnutrición.

El efecto del alcohol en la sangre.

  • El alcohol previene la producción de glóbulos rojos y blancos.
  • Si no hay suficientes glóbulos rojos , se puede desarrollar anemia megaloblástica.

El efecto del alcohol en el sistema inmune y el sistema reproductivo.

  • La falta de glóbulos blancos puede hacer que el sistema inmunitario falle. Esto aumenta el riesgo de contraer infecciones bacterianas y virales.
  • Pérdida de deseo sexual.
  • El alcohol puede ser causa de infertilidad y disfunción eréctil.

Embarazo y feto

El consumo de alcohol durante el embarazo puede conducir al síndrome de alcoholismo fetal, los síntomas de estas enfermedades se muestran en retrasos en el crecimiento, cambios en el área craneofacial y malformaciones en el área del corazón, hígado, riñón y ojos.

 

Sin embargo, el daño más grave se produce en el sistema nervioso central del feto y puede provocar retraso mental.

Síndrome de alcohol o dependencia del alcohol.

El alcoholismo es uno de los peores problemas que pueden surgir del consumo excesivo e incontrolado de alcohol. Trae muchos síntomas y enfermedades con él.

 

Esperamos que la educación sobre los problemas graves y el daño a la salud causado por el alcohol pueda ayudar a los afectados y  buscar ayuda profesional .

 

El alcoholismo es, en lugar de un vicio común, un problema de salud grave que debe reconocerse y tratarse lo antes posible.

 

Si tiene amigos, familiares o conocidos con este problema, debe intentar  llevarlos a rehabilitación. 

 

Los afectados estarán muy agradecidos con usted en el futuro, porque se pueden prevenir tantos problemas familiares y personales. Lo más importante es que también previene problemas de salud graves .

Loading...